Política
Debate desigual

Las mil y una vueltas del Congreso: todos buscan protagonismo de cara a las elecciones pero nadie presenta proyectos

En el Congreso, los legisladores se apuntalan como candidatos de municipios, provincias o bien, escalar más arriba a nivel nacional pero, dentro de su rol en el Senado o Diputados, muy pocos presentaron proyectos.
En el Congreso, los legisladores se apuntalan como candidatos de municipios, provincias o bien, escalar más arriba a nivel nacional pero, dentro de su rol en el Senado o Diputados, muy pocos presentaron proyectos.

En el Congreso, los legisladores se apuntalan como candidatos de municipios, provincias o bien, escalar más arriba a nivel nacional pero, dentro de su rol en el Senado o Diputados, muy pocos presentaron proyectos.

En este caso, libertarios salieron al cruce de cientos de legisladores, los cuales han criticado en diversos momentos. Un claro ejemplo, es el líder de La Libertad Avanza, quien busca ser candidato sin entender de política. Se siente cómodo con el desafío que asumió hace casi un año y con la intensidad que demanda la carrera que emprendió y que él mismo maneja habitualmente, aunque atrás quedaron los acalorados debates televisivos en los que se mostraba enojado cuando no llegaba a coincidencias con su interlocutor.

Si bien tiene pensado mantenerse firme en el rol de outsider que lo caracteriza, que le dio la base electoral con la que comenzó y que le permitió “meterse en el barro” de la función pública, también busca adaptarse a las circunstancias para tratar de que su mensaje llegue a más personas.

En este sentido, ya tiene pensado arrancar el 2023 a plena campaña tradicional, con recorridas por la Costa Atlántica: durante la segunda quincena de enero visitará las localidades de Pinamar, Cariló y Mar del Plata, todas ellas actualmente gobernadas por Juntos por el Cambio, coalición de la cual se fueron varios de los que hoy son sus candidatos en las provincias del interior.

Entre las filas del economista liberal se encuentran dirigentes que pertenecieron al PRO, al Peronismo Republicano de Miguel Ángel Pichetto, a la Coalición Cívica e incluso al radicalismo, partido muy criticado por Milei. En su círculo íntimo aseguran que lo importante no es de dónde vienen sus aliados, sino las ideas que representan, aunque sigue habiendo un límite, que es el kirchnerismo.

Una de las principales metas que tienen el diputado y su equipo para este nuevo año es terminar de consolidar a su espacio en las regiones del país en las que todavía no firmó acuerdos y, en ese marco, ya hay conversaciones avanzadas en Córdoba, Mendoza y Santa Fe.

Su unión con el Partido Demócrata le permitió a Milei tener una estructura ya armada en ocho de las 24 jurisdicciones nacionales, por lo que desde el principio se enfocó en aquellos lugares en los que no se encuentra ese sello. Fue así como llegaron las alianzas en casi toda la Patagonia, excepto en Santa Cruz, donde, no obstante, en los primeros días de enero podría haber una foto con un dirigente local que, una vez más, era parte de Juntos por el Cambio.

El libertario, que se hizo fuerte entre la juventud, quiere ampliar su base de seguidores y planea hacerlo a través de propuestas dirigidas a cada uno de los sectores de la sociedad, y para lograrlo se apoya también en “los cuatro ministerios en la sombra” que asegura que ya están trabajando con él en temas como salud y educación.

Lectores: 4576

Comentarios

MÁS NOTICIAS

POPULARES